Generosidad

Admiro lo que me gusta de ti, y tengo amor para abrazar lo que me disgusta. El amor ve dónde hay que armonizar, y se expresa actuando sin imposiciones ni exigencias; va haciendo por aquí y por allá, gestionando en silencio; lo hace por amor y con amor. Porque hacer las cosas en nombre del amor, pero sin amor, es desgastarse ajustándole las cuentas al universo… Desde esta claridad puedo ser más cuidadosa con los dones que me han sido otorgados y aportarlos al propósito de sostener el amor en mi mirada, más allá de las decisiones ajenas. Pero ya no invierto en “generosidades” que finalmente acaban en “frustraciones”. La auténtica generosidad no genera deuda en la vida. Es una plenitud que se desborda, nunca una entrega con “intereses” implícitos…

Share Button

Publicado por

Angela Castillo

Aprendiza de Poeta Maga