La Rueda del Misterio

Girasoles al amanecer en La Rueda del Misterio

Entrevista en el Programa de Radio La Rueda del Misterio

Hace dos años que llevo el mismo libro pegado a mis manos, y ha crecido tanto en el proceso de presentárselo a tantas gentes, en tantos lugares, que se me derraman por la garganta las páginas que no quedaron impresas entre su cubierta. Aquellos primeros discursos escritos previamente, aquel temblor en la voz, aquella timidez escénica, fueron dejando paso a un flujo de información que recorre los mismos pasajes y, sin embargo, sigue viendo y transmitiendo planteamientos diferentes. El corazón abierto, la comunicación espontánea y una total conexión con esa Voz que va dictando mensajes inauditos en el aire… En realidad, no es tan importante la temática a tratar sino darle acogida a una información energética que cada cual interpretará en su propio entendimiento. Hay frases que adormecen, otras que generan discrepancias y están aquéllas que son como flechas lanzadas al otro hemisferio del cerebro. Son éstas últimas las que despiertan algo que allí dormía, y algo se estremece en tu interior cuando de pronto entiendes, de pronto lo ves, de pronto toma sentido el sinsentido de la vida.
Mas, para recordar se necesita energía. Fuerza que nos conduzca de nuevo a esos espacios anclados en la memoria de la sangre. Claridad para que esas imágenes que excluimos, pero que nos habitan, dejen de ser sombras que pesan en alguna parte. Acompasémonos entonces en un mismo ritmo y refresquemos la memoria de un olvido. El gran Olvido. Alcancemos juntos las reminiscencias de un pálpito, ése en el que vuestro corazón y el mío y el de todo ser vivo latían como uno solo, acompasados en el Corazón del Universo…

¡¡¡ Gracias, amig@s, por la buena onda que transmitís a través de las ondas!!!

Share Button

Publicado por

Angela Castillo

Aprendiza de Poetisa Maga